Opinión


México incumplirá sus compromisos sobre pobreza

México incumplirá sus compromisos sobre pobreza | La Crónica de Hoy

El primero de los Objetivos del Desarrollo Sostenible es erradicar la pobreza en todas sus formas y dimensiones en el año 2030. Uno de los parámetros que se utilizan en el marco de las Naciones Unidas es que la pobreza extrema se ubica en una línea de 1.90 dólares americanos por día, es decir, tomando el tipo de cambio del 03-03-2021, de 20.90 pesos por dólar, eso es equivalente 39.71 pesos por persona y día.

Desde esta perspectiva, es importante subrayar que la medición de la pobreza es relativa y tiene diferentes criterios y metodologías dependiendo del país de que se trate. En el caso mexicano, la referencia obligada es, sin duda alguna, la de nuestros principales socios comerciales en el marco del TMEC.

En ese sentido, es importante decir que, en Canadá, de acuerdo con cifras oficiales de ese país, presentadas ante la OEA, el 9.1% de sus habitantes vivían en condiciones de pobreza en el año 2016; cabe decir que en el año 2006 el porcentaje en ese país fue de 15.6%, es decir, la reducción fue significativa en esa década, y en 2019 se plantearon acciones extraordinarias por las que se buscaba sacar a otras 900 mil personas de la pobreza.

Debe decirse que en aquel país, la pobreza se establece a partir de la llamada Market Basket Measure (Datos según la oficina nacional canadiense de estadísticas https://www.statcan.gc.ca/) la cual es equivalente a aproximadamente 35 mil dólares canadienses por año, es decir, 578,900 pesos anuales por familia (en promedio de tres integrantes); esto equivaldría a 48,241 pesos mensuales por familia, o bien, 1,608 pesos al día.

En los Estados Unidos de América la línea de la pobreza es de aproximadamente 24 mil dólares anuales por familia (con un promedio de cuatro integrantes); esto es equivalente a aproximadamente 501,600 pesos anuales, o bien, un promedio de 41,800 pesos mensuales, o de 1,393 pesos por día (Véanse los datos de www.povertyusa.org).

Para México, la medición se encuentra profundamente alejada de esos estándares. De acuerdo con los datos del CONEVAL la línea de la pobreza extrema por ingresos en el mes de julio de 2021 se ubicó en 1,201.87 mensuales en el ámbito rural, y de 1,679.6 para los ámbitos urbanos. Por su parte, la línea de la pobreza multidimensional por ingresos 2,163.04 pesos mensuales para el ámbito rural, y de 3,320.86 pesos mensuales para los ámbitos urbanos.

Como se observa, las brechas entre países son abismales, y en ese sentido es importante poner el énfasis en una cuestión conceptual: en los Estados Unidos de América y en Canadá, el concepto de la pobreza involucra al concepto del “nivel de vida aceptable”; y el cual se referencia a la idea que se tiene allá respecto de lo que equivaldría a condiciones de vida digna.

En México, se habla de condiciones mínimas de bienestar. La diferencia es evidente: mientras que en nuestros principales socios comerciales se apela a lo aceptable, acá se habla de condiciones de supervivencia mínima.

Los efectos de la pandemia han puesto en jaque a nuestro país, pues los datos que se tienen respecto del Índice de la Tendencia Laboral de la Pobreza, del mismo CONEVAL, muestran que el porcentaje de personas que tienen ingresos laborales por debajo de la línea de la pobreza extrema creció respecto de lo que se tenía hace uno y dos años; de tal forma que lo esperable es que, en la medición de la pobreza 2020, los porcentajes de personas en pobreza multidimensional y extrema se hayan incrementado de forma significativa.

Esta realidad es brutal: México no solo no cumplirá, sino que se quedará muy lejos de cumplir el objetivo de erradicar la pobreza en 2030; y lo peor es que las políticas sociales de que disponemos no tienen la capacidad de corregir el rumbo y modificar las tendencias históricas. Eso es lo que indican los datos; todo lo demás es pura mala retórica.

 

 

Comentarios:

Destacado:

COLUMNAS ANTERIORES


LO MÁS LEÍDO

+ -