Academia


Morena y AMLO extinguen fideicomisos pese a férreas protestas de científicos y oposición

La votación en el Senado se dificultó ayer ante las manifestaciones de contingentes de científicos y la contraposición de opositores / Sesionaron en sede alterna custodiada por policías

Morena y AMLO extinguen fideicomisos pese a férreas protestas de científicos y oposición  | La Crónica de Hoy

El contingente de científicos marchó ayer en Paseo de la Reforma y se manifestó fuera del hotel donde se pertrecharon los senadores por la mañana.

Desde la mañana de este martes y ya sin “no granaderos” cercando el Senado, científicos, investigadores, trabajadores y alumnos se manifestaron una vez más en las inmediaciones del recinto legislativo para protestar contra la extinción de fideicomisos, que se votaron en comisiones y pasar al pleno por la noche. La madrugada de este miércoles se aprobó con 65 votos a favor y 51 en contra.  

A grito de “más ciencia, menos obediencia”, los manifestantes cerraron y recorrieron tramos de Paseo de la Reforma. Esta vez fueron menos los asistentes que la semana pasada, aunque el volumen y las molestias en las consignas del grupo encabezado por el Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE) fueron mayores. Tan sólo un día antes, el director de este Centro Conacyt, Sergio López Ayllón, así como académicos de otras instituciones, participó en el foro realizado por la comisión de Hacienda en una sede alterna, donde se expuso por enésima vez la transgresión de la medida. El dictamen fue aprobado casi de manera unánime por la bancada de Morena.

Se esperaba el mismo resultado fast track este martes por parte de la comisión de Estudios Legislativos Segunda, que trató de sesionar en un hotel aledaño al Senado, aunque no alcanzó quórum. Junto con otros manifestantes defraudados por Banco Famsa, a las afueras del Hotel Sevilla Palace, los académicos enardecieron sus demandas y nombraron a cada legislador de Morena que se preveía votaría a favor del dictamen.

“Senadora Nestora Salgado, no queremos que legisle fuera de los ojos de los mexicanos, exigimos transparencia en el proceso legislativo”, eran las palabras del doctor Edgar Ramírez, del CIDE, que posteriormente fue acompañado del coro “transparencia, trasparencia…”, “salgan a dar la cara, salgan a dar razón…”, a las afueras del hotel.  

Posteriormente, la investigadora Catalina Pérez Correa, también del CIDE, y otros más, golpeaba la “piñata de los fideicomisos”: en cada impacto enfatizaba “esto es lo que quieren hacer con la ciencia, con la tecnología, con los derechos humanos, con la cultura… eso hacen los senadores de Morena”.

Los únicos legisladores que sostuvieron diálogo a las afueras del lugar fueron legisladores de la oposición, que no han vacilado en hacer del apoyo a los fideicomisos su declaración política y que tampoco dejan pasar la oportunidad de sacarse la foto con los manifestantes para dejarlo claro ante los votantes.

“Se requieren argumentos, que se valore y analice fideicomiso por fideicomiso, si hay alguno donde hay corrupción que se demuestre y, en su caso, se modifique, pero no puede haber la destrucción de los 109 fideicomisos sólo porque lo demanda López Obrador”, dijo la senadora panista Kenia López.

Más tarde, gobernadores y legisladores de la oposición manifestaron que promoverán una controversia constitucional ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación por los daños que ocasionarán a los sectores involucrados en la desaparición de los fideicomisos, después de que el dictamen de su extinción sea aprobado en comisiones.

“La oposición está de nuestro lado”, señaló Lorena Ruano, investigadora del CIDE. “Adicionalmente, el PT ha dicho que defenderá 40 fideicomisos, entre los que se encuentran los de ciencia; el lunes tuvimos una reunión con la comisión de Hacienda donde al menos Ifigenia Martínez dijo que votará en contra (…) seguimos tratando de llegar a Morena, a senadores específicos, recordándoles su trayectoria de lucha social por México. Algunos han simpatizado, pero son pocos porque la presión es mucha para votar de acuerdo a la línea oficial”.

Los senadores de la comisión de Estudios Legislativos continuaron la sesión para aprobar la minuta ayer por la tarde en la antigua sede del Senado, en la calle de Xicoténcatl, con una votación de seis a favor y tres en contra y ante el resguardo de elementos de seguridad que evitarían las manifestaciones de Reforma.

"Los@MorenaSenadores convirtieron en un búnker la sede del @senadomexicano en Xicoténcatl 9. Hay como 30 policías por cada posible manifestante, de los cuales no hay ni uno. Y los medios de comunicación tenemos prohibido entrar. Me consta que eso ni con el PRI”, tuiteó la periodista Leticia Robles de la Rosa, quien tiene amplia experiencia en la cobertura legislativa.

Por otra parte, Ricardo Monreal, presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado, manifestó a través de un video que la negociación hacia dentro del “búnker" en Xicoténcatl “ha sido muy tensa y difícil”, que hasta antes de la votación en el pleno no era posible asegurar el resultado. En un ambiente tenso y álgido, los legisladores de Morena no cejaron e hicieron eco de la instrucción presidencial y de su mayoría en el Senado.

Las descalificaciones del Presidente tampoco cejaron esta mañana y dijo que los científicos y cineastas “auténticos” no perderán sus apoyos, como si aquellos que se manifestaron ayer en las inmediaciones del Senado y desde otros foros académicos e institucionales no lo fueran. 

CIDE.

La manifestación del martes contó con la participación de representantes del Cinvestav, ProCienciaMx y El Colegio de México, encabezados por el CIDE, cuyos alumnos, trabajadores y académicos nutrieron las protestas.

Lorena Ruano, investigadora de la División de Estudios Internacionales del CIDE explicó que si bien movilizar a los científicos en medio de la pandemia y ante el miedo de muchos colegas por recibir represalias, desde la dirección de su institución, hasta los alumnos, pasando por los trabajadores y académicos, ha sido de los principales Centros Conacyt que se han manifestado en contra de las medidas legislativas que buscan eliminar los fideicomisos.

“Esto se debe a que de todos los Centros Públicos de Investigación (CPI), el fideicomiso del CIDE es el que más ha logrado atraer fondos externos, en ese sentido es el más importante de todos los centros y se debe al trabajo que hemos hecho”, señaló a Crónica. “Adicionalmente, es por ese fideicomiso tan grande que hemos logrado resistir y sobreponernos a los recortes presupuestales en la investigación desde hace una década”.

La académica recordó que los CPI permiten tapar los huecos presupuestales cada vez más reducidos, así como otras emergencias, como la eliminación del “capítulo 4 mil” a instituciones de la administración pública federales. “Durante cuatro meses nos quedamos sin recursos para becas y el pago de asistentes de investigación, los cuales pudimos pagar mediante nuestro fideicomiso. Después, Hacienda descongeló los recursos, pero mientras tanto llenamos ese hueco. Ese es uno de los muchos ejemplos que nos proporciona la flexibilidad de los fideicomisos”.

El lunes, se hizo pública una carta firmada por 700 investigadores y académicos de instituciones de investigación fuera del país, que advierte, una vez más, el riesgo de la desaparición de los fideicomisos. Lorena Ruano fue artífice de dicha carta.

“La idea surgió hace dos semanas, después de la votación en la Cámara de Diputados. Como investigadores trabajamos mucho con colegas del exterior —la figura de los fideicomisos nos permite hacer mucha colaboración internacional”. La investigadora fue entrevistada posteriormente por la revista Science y el periódico The Guardian, por lo que había constancia del interés internacional en el tema. “Hicimos la carta y la circulamos con nuestros contactos internacionales, que son las personas con las que trabajamos. Se firmó por alrededor de 700 personas, pero ya tenemos más y se siguen sumando”.

La internacionalista recordó que los fideicomisos son un mecanismo de financiamiento no exclusivo de México, sino que alrededor del mundo se emplean para asegurar recursos multianuales para proyectos de investigación. Es por ello que la comunidad internacional sabe de su importancia y se suma al consenso que existe entre la comunidad científica nacional en su rechazo a que sean extinguidos. No obstante, las razones fueron insuficientes, una constante del gobierno monolítico que ahora tiene en la mira la Ley de Ciencia y Tecnología, que no se prevé progresista, han señalado destacados investigadores “auténticos”. En cambio, se esperan cuatro años más de oscurantismo científico.

 

Comentarios:

Notas Relacionadas:

Destacado:

+ -